Nos hemos mudado! Serás dirigido automáticamente en cinco segundos. En caso contrario, puedes acceder haciendo click aquí

S?bado, 29 de enero de 2011

La mayor?a de nosotros hemos crecido escuchando diversas historias y leyendas que, al cabo de los a?os, generaci?n tras generaci?n, se han propagado desde tiempo inmemoriables por nuestras tierras y nuestro pueblo, convirti?ndose en parte de nuestro saber popular. Algunas no trascienden de los l?mites de los peque?os pueblos donde nacieron, otras se propagan hasta vecindades colindantes, e incluso las mas escuchadas se expanden por toda una isla; pero muy pocas son capaces de cruzar el oc?ano e integrarse en el boca a boca de toda nuestra comunidad canaria.

Una de esas historias que es capaz de mirar al paso del tiempo a los ojos y conservarse en nuesto recuerdo es la que gira en torno al enclave natural de la presa de las ni?as, en el centro casi de la isla de Gran Canaria, una historia que busca darle lugar a la zona adem?s de penetrar en el temor de todos, la historia del "?rbol de Casandra". Canarias Misterio no ha querido pasar este misterio por alto y nos hemos trasladado al lugar para pasar 4 d?as conviviendo en el lugar de la leyenda, adem?s de gozar de la naturaleza y la magia que la presa desprende.

Dada la extensi?n y cantidad del material de reportaje que obtuvimos, y a la diversificaci?n de lugares que en el recogimos, hemos decidido separar este art?culo en dos episodios, uno de ellos dedicado a las cuevas de las ni?as, y el segundo a la leyenda de Casandra, ya que, aunque ambas leyendas est?n entrelazadas, bien merecen analizarlas por separado.

La historia de la cuevas de las ni?as tiene arraigada consigo la supuesta ra?z del nombre de la presa. Seg?n cuenta el saber popular, en este entramado de conductos que se sumergen en el coraz?n de algunas de las escarpadas del lugar, tuvieron lugar una serie de macabros acontecimientos.

A lo largo de d?cadas, son varios los casos de desapariciones que se adjudican al lugar, con la caracter?stica de que en su gran mayor?a han sido ni?as peque?as que, al aproximarse por cualquier motivo al lugar, bien a buscar agua a la presa en ?pocas pasadas para sus familias, o bien de escursi?n con colegios o familiares en la actualidad, iban desapareciendo sin dejar ning?n indicio sobre que podr?a haber pasado con ellas. Si ya la desaparici?n fortuita de infantes no fuera suficientemente grotesto, es tras su desaparici?n cuando dan lugar los actos macabros. Noches despu?s de las desapariciones, cuentan que en torno a las cuevas, cuando la luna alcanza su m?xima altura en la c?pula celestial, comienzan a escucharse las voces de las ni?as desaparecidas, en torno a un ritual oscuro que ha quedado congelado y arraigado en el lugar. Seg?n cuentan, a los lamentos y gritos de terror de la ni?a desaparecida mas reciente, les siguen las risas macabras de las anteriores ni?as desaparecidas en a?os anteriores, como si la mofa porque la nueva ni?a compartan sus destinos les proporcionara placer, helando la atm?sfera de toda la presa.

Historias mas espeluznantes a?n cuentan que, tras la noche que escuchan los lamentos de las nuevas v?ctimas, se han encontrado dientes de ni?os en el interior de?las cuevas que, al parecer, es el signo inequ?voco de que las almas pasadas de las ni?as desaparecidas han despojado del mundo terrenal a su nueva hermana, dej?ndo sus restos mundanos atr?s, pasando a engordar la familia oscura que se adue?ar? de la pr?xima joven v?ctima.

Fuera cierta esta leyenda o simplemente congeturas y leyendas urbanas para no dormir, bien es cierto que, durante nuestra estancia, convivimos con un gran n?mero de familias, grupos de amigos y j?venes que pasaban parte de sus vacaciones y tiempo libre de acampada en el lugar; y desde los ni?os mas j?venes hasta los abuelos que arrejuntaban en sus coros a los mas peque?os, contaban las leyendas del lugar. Fue una grata sorpresa ver que una leyenda con tanto misterio era compartiad en el mismo d?a por familias y amigos que no se conoc?an entre s?, y fueras donde fueras, mas tarde o temprano, escuchabas de lejos alguien contando alguna de las historias del lugar a algunos o?dos curiosos.

Son muchas las versiones sobre las cuevas de las ni?as, nosotros nos hemos limitado a recoger la mas extendida a d?a de hoy. Posiblemente seg?n le?iss estas l?neas estar?is recordando que, posiblemente, la historia que conoc?is difiere en cierta medida de la aqu? contada, y es ah? donde reside la belleza y el misterio de la leyenda, demostrando que fluye por m?ltiples v?as, desafiando al olvido del tiempo y viviendo en nuestra cultura, a?n a d?a de hoy.


Tags: cueva, niñas, presa, leyenda, misterio, canarias, casandra

Publicado por Chojin-hop @ 2:10  | Investigaciones
Comentarios (2)  | Enviar
Comentarios
Publicado por Curioso
Domingo, 18 de septiembre de 2011 | 21:02

DIOS MIO , CADA VEZ QUE VOY ALLI A LA PRESA VOY A ESAS CUEVAS Y AHORA ME ENTERO DE ESTO . ME HAN SALIDO LAGRIMAS DEL MIEDO Y ESCALOFRIOS POR EL CUERPO UNA CUANTAS VECES  POR QUE SINCERAMENTE ESTAS COSAS ME DAN PANICO .

Publicado por Curioso
S?bado, 09 de marzo de 2013 | 12:55

fuerte chorrada. a ver hablais de niñas desaparecidas  y yo no he oido nada. enseñad noticias de deapariciones de niñas en esa zona a ver?